NOTICIAS

Dos lujaninos protagonizaron una boda virtual

Escrito el 21/07/2020
Martín Porcilio



En el marco de la emergencia sanitaria, en Luján de Cuyo se produjo el primer casamiento virtual de ciudadanos del departamento que aglomeró, a través de las pantallas, a invitados de 8 países de 3 continentes distintos. La celebración la protagonizaron, el pasado fin de semana, Agustín -despachante de aeronaves- y Paola –futura Psicología-, vecinos de Luján centro y del distrito de La Puntilla, respectivamente.

Los jóvenes de 30 (Agustín) y 28 (Paola) años decidieron dar el sí en el Registro Civil del departamento y transmitir la celebración a través de la plataforma Google Meet. “Partiendo de la base que somos una pareja atípica y que nos gusta hacer cosas que escapen a la normalidad, decidimos casarnos bajo esta metodología por la incertidumbre que ha generado todo el marco de la Pandemia que no te permite saber cuándo va a terminar”, relató Agustín.

También comentó que la pareja posee muchos amigos y familiares viviendo en distintas partes del mundo; por lo tanto llevar adelante una boda presencial en lo inmediato iba a ser difícil por las realidades sanitarias de cada país: “tal vez cuando Argentina termine con la Pandemia, otros países, donde vive gente cercana nuestra, continúen con dificultades o con restricciones para viajar. Esa situación les iba a imposibilitar asistir a la boda”, aseguró el novio.



No obstante, el matrimonio lujanino no descarta, en un futuro no muy lejano, realizar una fiesta presencial cuando se normalice la realidad afectada por el fenómeno global del COVID-19. “Si nuestros amigos quieren fiesta, más adelante seguramente la van a tener”, anticipó la pareja que, a pesar de las dificultades generadas por la emergencia sanitaria, pudieron celebrar su unión marital con amigos y familiares que se conectaron desde Perú, Estados Unidos, Canadá, España, Alemania, Qatar, Francia, Chile y, por supuesto, distintas partes de Argentina y Luján de Cuyo.

Por último, cuando se les consultó cuál era su relación con Luján de Cuyo, comentaron: “nuestra vínculo con el departamento es de absoluto arraigo. Ambos vivimos hace más de 10 años y nos gusta por la cantidad de alternativas que ofrece, desde ser el lugar más tranquilo y turístico de Mendoza hasta ser el departamento que alberga la zona bolichera y más divertida de todas”, concluyeron los recién casados.